Please enable / Bitte aktiviere JavaScript!
Veuillez activer / Por favor activa el Javascript![ ? ]

Avitellina centripunctata es una especie de gusano cinta (cestodos, tenias) que afecta sobre todo al ganado ovino y caprino, ocasionalmente también al ganado bovino, así como a numerosos rumiantes salvajes. Avitellina woodlandi es una especie próxima que afecta a dromedarios en África.

Segmentos de Avitellina centripunctata. Imagen tomada de iranhelminthparasites.comEs bastante común en regiones áridas de África, Asia y en algunas regiones de Europa.

Avitellina centripunctata no afecta a perros, gatos, caballos, procinos ni aves domésticas.

Los animales infectados con Avitellina centripunctata ¿son contagiosos para seres humanos

  • No. No hay ninguna evidencia de que estos gusanos infecten a seres humanos.

Localización de Avitellina

El órgano predilecto es el intestino delgado.


Descripción de Avitellina

Los adultos alcanzan 3 m de longitud y unos 3 mm de ancho, con proglotis muy cortos que hacen que no se perciba segmentación.

Los huevos miden unas 20x45 micras.


Biología y ciclo vital de Avitellina

No se conoce, pero se sospecha que incluye ácaros (oribátidos y otros) como hospedadores intermediarios. Los corderos pueden infectarse, pero pasan muchos meses antes de que los gusanos alcancen el estado adulto.

Si no está familiarizado con la biología general de los cestodos pulse aquí.


Daños, síntomas y diagnóstico de Avitellina

Pueden darse infecciones masivas sin síntomas clínicos graves. Sin embargo hay abundantes reportes de mejora de la condición del ganado tras un tratamiento exitoso.

De ordinario no se dan síntomas clínicos. Como en otros cestodos (p.ej. Moniezia spp., Stilesia spp.), la presencia en las heces de proglotis con aspecto de granos de arroz cocido, a veces repletos de huevos, o bien la presencia de huevos libres de pared gruesa, indican la infección del animal. Tras el sacrificio, la identificación de adultos en los órganos afectados confirma el diagnóstico.


Prevención y control de infecciones de Avitellina

No es posible lograr reducir las poblaciones de los ácaros que actúan como hospedadores intermediarios. Como el daño es habitualmente escaso, de ordinario no resulta económico utilizar antihelmínticos.

Por ahora no hay vacunas que protejan a los animales domésticos haciéndolos inmunes a este parásito. Por ahora no hay tampoco métodos de control biológico de este parásito mediante sus enemigos naturales.

La niclosamida y los benzimidazoles de amplio espectro (albendazol, fenbendazol, oxfendazol, etc.) son eficaces contra esta especie.

Estos antihelmínticos están disponibles en varios tipos de formulaciones orales e inyectables. Para saber más sobre las ventajas e inconvenientes de estas formulaciones consulte los artículos específicos en este sitio: suspensiones o soluciones para la administración oral (enlace) o de inyectables (enlace).

En el Menú de MARCAS comerciales (Vademécum) (enlace) de este sitio puede encontrar información sobre numerosos antiparasitarios comercialesen la mayoría de países de América Latina y España, en concreto sobre:

Puede interesarle el artículo en este sitio sobre plantas y remedios vegetales antihelmínticos (enlace).

Consulte a un veterinario o a los servicios zoosanitarios de su región para obtener informaciones y recomendaciones más precisas adaptadas a las condiciones climáticas y ecológicas regionales.

Consulte los artículos sobre las medidas de prevención de infecciones (pulse aquí) y sobre el uso correcto de productos antihelmínticos (pulse aquí) en este sitio.


Resistencia de Avitellina a los antiparasitarios

Por ahora no hay reportes de resistencia de Avitellina a los antihelmínticos de uso habitual.

Esto significa que si un producto no procura la eficacia esperada contra estos parásitos, lo más probable es que no se debe a un problema de resistencia, sino a uso incorrecto o a que el antiparasitario empleado no es adecuado para dicho control. El uso incorrecto es la causa más frecuente del fracaso de productos antiparasitarios.

Aprenda más sobre qué es la resistencia y cómo manejarla.

Otros artículos en este sitio

GoogleBúsqueda personalizada