PIPERAZINA y sus derivados: Ficha Toxicológica


Toxicidad y tolerancia de la piperazina

  • DL50 aguda en rata: p.o. 7900 mg/kg
  • DL50 aguda en rata: s.c. 3700 mg/kg
  • DL50 aguda en ratón: p.o. 11400 mg/kg
  • El margen terapéutico en gatos es de 3 y en caballos de 6.
  • En general, el ganado y las mascotas toleran muy bien la piperazina, de ordinario sin síntomas clínicos.
  • En perros y gatos, a dosis orales ≥110 mg/kg pueden darse síntomas indeseables; a dosis ≥800 mg/kg se dan ya síntomas neurotóxicos.


Síntomas de intoxicación con piperazina

  • Los síntomas de intoxicación por sobredosis de piperazina son neurológicos y gastrointestinales.
  • Los síntomas de intoxicación más frecuentes son salivación, diarrea, vómito, temblores, ataxia (descoordinación de movimientos), convulsiones, inquietud, apatía, depresión del SNC y paresias (ausencia parcial de movimiento voluntario, parálisis parcial).
  • En gatos puede darse también debilidad muscular, temblor de cabeza y cuello, hiperestesia (reacciones excesivas a estímulos táctiles), espasmos, reflejo pupilar retardado y letargia.
  • En perros pueden darse además una extensión extrema de la cabeza y del cuello hacia adelante y de las patas hacia atrás.
  • Típico de las intoxicaciones con piperazina es su manifestación relativamente tardía (unas 24 horas tras la administración) y, en caso de sobredosis masivas, la irrversibilidad.

Contraindicaciones, incompatibilidades, efectos indeseables de la piperazina

  • En perros y gatos pueden darse ocasionalmente vómito y diarrea a dosis terapéuticas, sobre todo en animales jóvenes.
  • En equinos, dosis terapéuticas pueden provocar heces blandas, sobre todo en animales jóvenes.
  • No debe administrarse piperazina a gallinas ponedoras.
  • En medicina humana hay reportes de convulsiones tras la administración de piperazina a pacientes con disturbios renales crónicos.
  • La administración de piperazina está contraindicada para animales con disturbios hepáticos o renales, o hipomotilidad gastrointestinal.
  • En caso de infestaciones masivas de ascáridos, el empleo de piperazina puede provocar oclusión y ruptura intestinal debida a la excreción masiva de gusanos muertos. En estos casos es preferible emplear benzimidazoles que piperazina.
  • El empleo simultáneo de piperazina y fenotiazinas puede provocar convulsiones e hiperexcitación.
  • La piperazina no debe emplearse simultáneamente con levamisol (enlace), pirantel (enlace) o morantel (enlace) pues tiene un efecto antagónico que puede reducir la eficacia antihelmíntica. No obstante hay reportes de efecto sinergístico de la combinación de piperazina con levamisol contra oxiúridos inmaduros y Strongylus dentatus.
  • El uso simultáneo de la piperazina con laxantes y evacuativos acelera la expulsión de la piperazina y reduce su eficacia antihelmíntica.
  • Hay reportes de un efecto de la administración de piperazina en el nivel de ácido úrico en sangre: pueden darse falsos positivos y falsos negativos.


Antídoto, tratamiento de intoxicaciones de piperazina

  • No hay un antídoto específico para la piperazina.
  • El tratamiento de intoxicaciones es sintomático y de apoyo, como la administración de carbón activo y de electrolitos, y mantener el animal en un lugar tranquilo y oscuro. La mayoría de los animales se recuperan a los 3-4 días.

Toxicidad medioambiental de la piperazina

  • La piperazina es prácticamente inocua para algas y peces. Es moderadamente tóxica para invertebrados acuáticos.
  • Hay estudios exhaustivos recientes sobre el impacto sanitario de la piperazina, incluido el efecto sobre el medio ambiente, pero más en relación con su uso en medicina humana y en numerosas industrias, pues la piperazina se emplea también en la producción de plásticos.
  • En general, el uso correcto en el ganado o en mascotas no conlleva riesgos significantes de contaminación medioambiental, tampoco para la fauna coprófaga.

Otras informaciones

  • La piperazina no se emplea en la agricultura.
  • La piperazina se emplea en la medicina humana.
  • La piperazina es bastante inestable y por ello se emplean sobre todo sales: adipato, citrato, hidrato, sulfato, etc. la eficacia antihelmíntica se basa en el contenido en «piperazina-base», pues cada sal contiene una cantidad diferente de dicha base: el adipato 38%, el citrato 35%, el dihidrocloruro 50 a 53%, el hexahidrato 44%, y el sulfato 46%. Todas las sales son solubles en agua, a excepción del sulfato y del adipato.
  • El comportamiento farmacocinético de las sales es similar: todas se absorben bien a sangre tras administración oral. Los máximos plasmáticos se alcanzan unas 2 horas tras la administración.
  • La piperazina se metaboliza en buena parte, y >30% se elimina por la orina. 30 minutos tras la administración ya se detecta piperazina en la orina. La excreción se completa en 1 a 3 días tras la administración.
  • En aves ponedoras, la piperazina produce residuos en los huevos, en los que se puede detectar hasta 17 días tras la administración.

Pulse aquí para ver la lista de todas las fichas toxicológicas en este sitio.


Otros artículos relacionados en este sitio

  • Ficha técnica de la piperazina (enlace) con información adicional sobre espectro de eficacia, formulaciones, comercialización, etc.

Información general sobre:

  • Toxicología de las sustancias activas (enlace)
  • Toxicología de las formulaciones (enlace)
  • Clases de toxicidad de la OMS (enlace)
  • Residuos en el ganado (enlace)
  • Riesgos generales del uso de antiparasitarios (enlace)

¡ ADVERTENCIA !

No olvide que la formulación (es decir, el producto terminado) contiene otros ingredientes (disolventes, emulgantes, estabilizantes, etc.) que pueden ser también relevantes desde el punto de vista toxicológico. Y que la toxicidad del producto comercial depende sobre todo de su contenido en sustancia(s) activa(s).

El objetivo de esta ficha es ofrecer información sobre los aspectos toxicológicos de las sustancias activas parasiticidas veterinarias, complementaria a la que suelen ofrecer las etiquetas de los productos o las Hojas de datos de seguridad (=Material and Safety Data Sheet = MSDS), y sobre todo relativa a su administración al ganado, perros y gatos. Puede ser útil a quien no está familiarizado con el uso de los antiparasitarios veterinarios.

Por lo tanto esta ficha no sustituye a la etiqueta del producto comercial concreto, ni le exime de leerla atentamente antes de usarlo. Si piensa emplear el producto, en cualquier caso debe seguir estrictamente las indicaciones que contiene dicha etiqueta, entre otras razones porque LAS FORMULACIONES DISPONIBLES, LAS INDICACIONES ESPECÍFICAS Y LAS MEDIDAS DE SEGURIDAD PUEDEN VARIAR DE UN PAÍS A OTRO, según las normativas nacionales.

En caso de duda consulte al laboratorio que fabrica o distribuye el producto concreto, o a un médico veterinario.

Otros artículos interesantes